Concentración, liderazgo y comunicación: claves para ser formador

Para ser un gran entrenador de cualquier deporte, aspectos como la concentración, el liderazgo y la comunicación son fundamentales. Esto se debe a que un buen entrenador no sólo debe tener un amplio conocimiento de la actividad.

Entre otras cosas, creemos que la concentración, el liderazgo y la comunicación son tres características especiales que pueden ayudarle a convertirse en un entrenador más metódico que puede dirigir equipos ganadores.

Además, estas características también pueden facilitar el disfrute del deporte independientemente de su naturaleza, lo que permite a los participantes crecer como atletas y como personas.

Ciertamente, cada equipo necesita un entrenador que sea un buen modelo a seguir . Los jugadores de deportes de equipo deben admirar a alguien que crean que es digno de imitación.

En este sentido, quizás sea un buen momento para revisar los aspectos más importantes a la hora de formar a un equipo. Estamos seguros de que serán de gran ayuda en su gestión!

Los aspectos más importantes para ser formador

A continuación, presentaremos los aspectos más importantes para ser formador:

Retener concentración

El primer paso para alcanzar una meta es creer que es posible y mantener la concentración en todo momento. No olvide que es necesario mantener la concentración para ofrecer la mejor versión de sí mismo en cualquier actividad que se necesite realizar.

De hecho, el estrés competitivo de las competiciones puede hacer que los entrenadores reaccionen mentalmente de una manera que puede afectar negativamente las habilidades y el rendimiento de otros participantes, en detrimento de los objetivos a alcanzar.

Mira también:   Razones para no exagerar en el entrenamiento

Las estrategias para mejorar la concentración son muy personales. Una manera de mantenerse enfocado es establecer los objetivos del proceso para cada sesión o competencia.

Así, el entrenador tendrá un objetivo general a través del cual el atleta identificará una serie de objetivos en el proceso que le ayudarán a centrarse en aspectos específicos de la tarea.

Muestre su estado como líder

Un equipo necesita liderazgo; y si el entrenador no lo demuestra, se lo pasa a cualquier otro miembro del equipo; puede dar lugar a un ambiente un tanto caótico. En tiempos difíciles, los jugadores necesitan que se muestre el estatus de líder, contribuyendo así a resolver los problemas relevantes.

Aunque seas el líder del equipo, eso no significa que tengas que demostrarlo en cada sesión de entrenamiento. Por eso es importante ser capaz de demostrar autoridad y demostrar y dominar las habilidades técnicas necesarias para comunicarse de forma fluida y directa con los jugadores.

Sucede que el papel de un entrenador no es otro que el de ser la inspiración y el líder que motiva a sus jugadores a aspirar a ofrecer la mejor versión de sí mismos; dentro y fuera del campo.

Esta es una de las habilidades más apreciadas en cualquier deporte y un aspecto que marca la diferencia, ya que es necesaria una cierta sensibilidad y características especiales para destacar como líder deportivo.

Los entrenadores pueden usar el campo de entrenamiento y las conversaciones previas y posteriores al partido para mostrar su liderazgo; pero una vez que los jugadores están en el campo, generalmente el capitán se encarga de mostrar esto en el campo; aunque el liderazgo también puede venir de cualquier miembro del equipo.

Mira también:   Cómo desarrollar músculos con tiempo bajo tensión

Ser un buen comunicador

Es importante que el capacitador conozca la importancia de la comunicación . No es posible influir en el rendimiento sin convencer o transmitir exactamente lo que buscamos. Esto incluye reconocer el desempeño y los logros de los participantes.

Así que anímelos a que lo hagan mejor y elógielos por su buen trabajo. No olvide recordarles sus metas y objetivos. Las palabras de aliento y las formas de desarrollo son muy útiles.

Del mismo modo, es necesario ser plenamente conscientes de cómo utilizamos las palabras y del efecto positivo y negativo que pueden producir. Debido al estado de coach, son potentes y tienen un gran impacto . La comunicación también incluye el lenguaje corporal. Así que no seas negativo en tu lenguaje corporal.

Se trata de instruir, alentar, disciplinar, organizar y proporcionar consejos para mejorar el rendimiento. Sin embargo, tan importante como expresarse quirúrgicamente, es escuchar atentamente los sentimientos de los participantes.

Antes de terminar, os recordamos que, como entrenadores y modelos a seguir, no sólo debéis enseñar las habilidades básicas del ejercicio o deporte correspondiente, sino también las habilidades sociales.

Estamos hablando de disciplina, paciencia, determinación y trabajo en equipo . Un objetivo duradero es el desarrollo del deporte a través de la concentración, el liderazgo y la comunicación.

Entrenamiento deportivo: la técnica de liderazgo de un entrenador El coaching deportivo se centra en desarrollar y mejorar todas las habilidades y talentos que el atleta tiene de acuerdo con el deporte que practica. Leer más «

Deja un comentario