Mareos en el entrenamiento: por qué ocurren y cómo evitarlos

¡Comparte!

Muchos atletas se sienten mareados durante el entrenamiento . En la mayoría de los casos no son muy importantes. Sin embargo, en otros, pueden ser causados por problemas más serios. Por lo tanto, en este artículo le decimos por qué ocurren y cómo podemos evitarlos.

El ejercicio regular es una de las mejores maneras de mantenerse en forma y quemar calorías. Sin embargo, a veces el cuerpo puede reaccionar inesperadamente, como cuando se presentan mareos o náuseas que hacen imposible continuar practicando deportes.

Si se producen de forma persistente, será necesario consultar a un médico para averiguar si son causadas por un problema de salud y así seguir un tratamiento específico para eliminar estos síntomas.

Ciertamente, los mareos en el entrenamiento suelen producirse debido a los errores habituales . Saber cómo evitarlos y conocer sus causas es una de las mejores maneras de evitar que ocurran. Por lo tanto, te diremos todo lo que necesitas saber para evitar sufrir cualquier tipo de mareo que pueda limitar tu entrenamiento.

¿Por qué se marea durante el entrenamiento?

Los mareos en el entrenamiento son el resultado de no comer lo suficiente, no usar técnicas de respiración adecuadas o deshidratación . En cualquier caso, nunca es algo saludable. De hecho, puede ser una señal de un problema más serio. A continuación, analizamos por qué se producen los mareos en el entrenamiento:

Mira también:   Yoga en la lucha contra el dolor de espalda

1. no coma lo suficiente

El cuerpo utiliza azúcar en forma de glucosa para alimentar la mayoría de las funciones. Obviamente, si no ingiere suficientes nutrientes, su cuerpo no tendrá la glucosa que necesita para desarrollar su entrenamiento de la manera correcta.

Por lo tanto, se recomienda comer al menos 2 horas antes del ejercicio para evitar un nivel muy bajo de azúcar en la sangre.

Además, los mareos que ocurren durante el ejercicio debido al bajo nivel de azúcar en la sangre se pueden remediar tomando un jugo de fruta o comiendo alimentos ricos en azúcar.

2. hidratación inadecuada

Una hidratación inadecuada, antes o después del ejercicio, puede hacer que el cuerpo no tenga suficientes líquidos , lo que provoca un mal funcionamiento.

La deshidratación causa mareos, dolor de cabeza y sequedad de boca. La hidratación antes, durante y después del ejercicio ayudará a prevenir episodios desagradables.

Sin embargo, evite beber demasiada agua, ya que la hiperhidratación también puede causar problemas. Además, recomendamos tomar bebidas para deportistas a base de agua o electrolitos después del ejercicio para ayudar a su cuerpo a absorber líquidos de manera más efectiva.

3. respiración inadecuada

Una respiración demasiado superficial o rápida puede causar mareos o una sensación de debilidad . Si nota que su respiración es demasiado rápida, disminuya su nivel de actividad o deténgase para descansar.

Sucede que diferentes actividades requieren diferentes técnicas de respiración. Por lo tanto, recomendamos consultar a un entrenador para obtener recomendaciones sobre las técnicas de respiración más apropiadas para usted.

4-Problemas de salud

En los casos más graves, los mareos pueden ser causados por problemas de salud. Los problemas cardíacos y del oído interno son algunos de los trastornos más comunes que pueden causar mareos . Si el mareo no desaparece después de cierto tiempo, usted debe ir a su médico para un diagnóstico adecuado.

Mira también:   Ejercicios para el dolor de rodilla que usted puede hacer en casa

5-Falta de forma física

Por último, una de las razones que causa mareos en el entrenamiento es la falta de forma física . Por lo general, le sucede a las personas que recientemente han comenzado a practicar deportes y son demasiado forzadas.

Además de los mareos, también pueden lesionarse. En este sentido, es importante empezar poco a poco, aumentando gradualmente el ritmo.

Antes de terminar, recuerde que si se siente mareado durante el entrenamiento, debe detener la actividad y descansar . En algunos casos, simplemente caminar, sentarse en una silla o beber un poco de agua puede ser suficiente para recuperarse.

Ocasionalmente pueden ocurrir mareos y náuseas. Pero si nota que los mareos no desaparecen después de una hora, es hora de ir al médico y examinar su caso.

Qué tan poco sueño puede afectar tu salud y tu estado de ánimo Las constantes distracciones y el ritmo frenético de la vida nos llevan a dormir poco, y esto genera problemas de salud. Averigüe cuáles son los siguientes. Leer más «

Deja un comentario

shares